Microsoft advierte a los usuarios de Windows 10: No instalen la actualización del 15 de octubre

El parche contiene un error que deshabilita la funciones avanzadas de Windows Defender. La compañía espera arreglar el problema para mediados de noviembre.

Microsoft ha advertido a quienes utilizan la versión 1809 de Windows 10 que no deben instalar la actualización del 15 de octubre.

El parche de actualización KB4520062 podría provocar problemas de seguridad en los dispositivos que utilizan el servicio de protección avanzada de Windows Defender.

Microsoft ha señalado que la actualización contiene un error que resulta en la inhabilitación de las herramientas del servicio. Lo que hace que este deje de enviar la información necesaria para los controles de seguridad de los dispositivos.

El fallo afecta tanto a las computadoras con Windows 10 1809 como a las versiones para servidores Windows 2019. Afortunadamente el parche no es de descarga obligatoria, lo que supone que muchos dispositivos podrían estar a salvo por defecto, salvo intervención de sus usuarios.

Microsoft espera que los usuarios eviten la actualización hasta que la causa del problema sea identificada y se encuentre la manera de arreglarlo. Según sus propios cálculos esto debería suceder a mediados de noviembre.

Un traspié importante

La versión 1809 de Windows 10 es la actualización realizada en octubre de 2018. Esta versión tuvo un nivel de adopción muy lento, llegando a principios de 2019 a una cuota de mercado de apenas el 26%, mientras que la versión anterior, la 1803 mantenía el 66%.

Los usuarios de Windows están acostumbrados a que cada tanto Microsoft meta la pata y es natural que una vez que encuentren una versión que funciona bien desconfíen de cualquier cambio de importancia. Errores de seguridad como el del parche KB4520062 solo le dan más fuerza a esta actitud.